Artículos Por blogadmdeportes - Lunes 24 de octubre del 2016

¿Deportista profesional o amateur?

Es difícil esperar logros sostenidos si el deportista no tiene la oportunidad de ser profesional.

Publicado en El Comercio, Día 1, lunes 24 de octubre de 2016.

La obtención de logros deportivos es compleja ya que son muchos los factores que influyen para que aquellos se den. Sin embargo, un requisito indispensable es contar con un deportista que no sólo cuente con el talento, sino que haya tenido la preparación para llevar ese talento a un nivel alto de rendimiento.

Tomando como base el hecho que el talento para el deporte hay en todos los países, lo que marcaría la diferencia es el tipo de preparación que esta persona tendría. Es aquí donde el concepto de profesionalismo se incorpora hace algunas décadas atrás. Los gobiernos, viendo el impacto social que el éxito deportivo tenía para el orgullo nacional, tuvieron un decidido apoyo a los deportistas para que puedan vivir de la práctica del deporte. En paralelo, otro fenómeno se daba en algunos países como Estados Unidos en los que se encontraba en el deporte una forma de espectáculo generando los ingresos necesarios para remunerar a los deportistas que se involucraban en dicho espectáculo.

La definición de profesional en el deporte es la misma que se maneja en cualquier otro sector y es aquella persona que puede cubrir sus necesidades con la remuneración que percibe por sus servicios. Además, se debe considerar que este profesional debe tener cubiertos los costos derivados de su práctica deportiva.

Los esfuerzos por profesionalizar la carrera del deportista en el Perú han sido importantes no sólo desde el sector público sino también desde el sector privado, buscando cubrir no sólo el tema remunerativo sino también los costos derivados de su ejercicio profesional. Estamos en la dirección correcta, pero es necesario seguir consolidando la propuesta.

Administración y Negocios del Deporte UPC Blog